Juanma Díez Diego “Señor B»

    “Señor B. Algunos desastres de una guerra, es una obra que trae el pasado al presente para sacar a la luz acontecimientos familiares heredados de los que es mejor no hablar”

    Muchos le conocen por ser un gran humorista e improvisador. 20 años siendo parte de Jamming, imagino que marcan. Ahora se pasa a la dramaturgia con Señor B. Algunos desastres de una guerra. 

    Revista Fetén: Tú no eres de medias tintas, ¿no?

    Juanma Díez: (Risas). Pues no me lo había planteado así.

    Lo cierto es que con Jamming la dramaturgia está muy presente. Ya que al improvisar se escribe, no sobre el papel sino sobre el escenario.

    Así que si llevo 20 años haciendo Jamming, también los llevo, de algún modo, creando escenas, situaciones y palabra teatral.

    Quizá por ello me he atrevido, he sabido, dotar de humor a la pieza, abordando un tema tan delicado.

    Nuevo Nº Revista Fetén

    Entrevista Juanma Díez Diego «Señor B»

    R.F.: Te metes de lleno en la dramaturgia. Tu primera obra de teatro como escritor, y lo haces con un texto sumamente comprometido con la Memoria Histórica. Señor B. Algunos desastres de una guerra. ¿Cómo afrontas este primer reto?

    Juanma Díez.: Como decía, llevo tiempo teniendo muy presente la dramaturgia, especialmente cuando hace 10 años me metí en una clase con José Sanchís Sinisterra, en su Nuevo Teatro Fronterizo.  Desde entonces no he parado de indagar en la técnica y en el teatro de creación.

    Lo afronto con mucho respeto y por suerte muy bien rodeado. Pude presentarla en el Club Benjamin, también de José Sanchis y apadrinado por Juan Mayorga, compuesto por excelentes dramaturgos. Y por supuesto, me acompaña un gran equipo.

    Consciente de que trabajo a partir de un drama familiar muy cercano y con un material muy delicado, agradezco enormemente la confianza de permitirme trabajar con ello y descubrir esta obra.  

    “Señor B pone foco en las víctimas de aquella tragedia, y les da presencia, se les da voz, el teatro es lugar para que puedan estar presentes”


    Fotografía 
    Liberty Anne

    R.F.: Dices que la historia te eligió́ a ti. ¿Nos puedes arrojar más luz sobre esto?

    Juanma Díez.: Digo que la historia me eligió porque así entiendo que ocurre en los procesos creativos. Algo que te impulsa inevitablemente a querer contar una historia y no otra. 

    Hace unos años, mi prima me reveló, en un atardecer de verano, apoyados en una piedra en las afueras de nuestro pueblo, Piedrahita, que a su abuelo lo fusilaron un día como ese. Una noche. Hacía más de ochenta años. 

    Nos referimos a él como Señor B.

    Mi pueblo, que podía ver a lo lejos desde esa piedra, con la luz rojiza que dejaba el sol, cambió. Descubrí sus heridas pasadas en ese instante. 

    Mi prima me contó que su padre, el hijo de su abuelo asesinado, había escrito sobre lo ocurrido y generosamente compartió conmigo: “Algunos desastres de una guerra”. Así me eligió esta historia. Surgió la necesidad de crear un texto dramático a partir de este material. 

    Comenzó un proceso de investigación a partir de esos escritos, de las cartas y dibujos del Señor B, de indagar en las historias familiares que heredamos, de conocer espacios de la vida y la muerte del protagonista de esta historia. 


    Fotografía 
    Liberty Anne

    R.F.: ¿Cómo describirías Señor B? 

    Juanma Díez.: Señor B. Algunos desastres de una guerra, es una obra que trae el pasado al presente para sacar a la luz acontecimientos familiares heredados “de los que es mejor no hablar”.

    A Juanma, el protagonista, le han contado un suceso importante: el asesinato de un familiar lejano al comienzo de la Guerra Civil. Siente la necesidad de teatralizarlo, de llevar a escena un unipersonal dramático y comprometido sobre el fusilamiento de B, la noche del 15 de agosto de 1936. Está solo, en un escenario oscuro comienza a evocar el terrible suceso… Pero, ¡un momento! Dudas y personajes irrumpen en escena, sin permiso “autoral”, para no dejar al protagonista contar la historia como él quiere. 

    Señor B es una pieza que indaga en las heridas abiertas del pasado y busca dar memoria al olvido. 

    R.F.: Llevas cerca de tres meses en Madrid con la obra en cartel. ¿Con qué te quedas de este comienzo del viaje?

    Juanma Díez: Con un sueño cumplido. Que una obra como esta se represente, se pueda contar en un escenario, que las funciones se llenen, que el público se emocione, ría, llore. Que la gente que viene quiera compartir sus historias, sus propias experiencias… que se ponga mirada y que abra preguntas a aquel pasado. Que haya gente joven que se interesa por el tema.

    Con todo eso me quedo.

    Y con el equipo: Jorge Sánchez, Lolo Diego, Mabel del Pozo, Borja Cortes, Maykel Rodríguez, Gimena Arensburg, que ponen tanta profesionalidad, talento y cariño.

    SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

    R.F.: Imagino que en este camino has buscado respuestas, recompensas, algún alivio… ¿Lo has encontrado ya?

    Juanma Díez: Lo que he buscado es abrir preguntas, muchas preguntas y eso me ha hecho descubrir la complejidad de la respuesta, las respuestas absolutas, unívocas, supuestamente objetivas.

    El alivio que supone poner atención en la herida y que eso permita entender más, comprender aquellos días, con la perspectiva que permite a mi generación el paso del tiempo, que hace que se pueda indagar de manera menos condicionada y más valiente.

    Es un alivio doloroso.

    R.F.: ¿Es el teatro un proceso catártico o es Señor B, el proceso catártico?

    Juanma Díez: Señor B pone foco en las víctimas de aquella tragedia, y les da presencia, se les da voz, el teatro es lugar para que puedan estar presentes. Contribuye a que las muertes no hayan sido en vano. En ese sentido entiendo que hay una liberación y que se traslada al público. Se podría decir que se produce una catarsis, sí.Con esta obra se invita a mirar… Mirar no de reojo. Mirar sin apartar rápido la vista. Mirar en detalle. Tanto que se pueda volver  allí… Y seguir haciendo preguntas. Rescatar el pasado y continuar descubriendo y revelando las voces de las víctimas. Ojalá esta obra contribuya un poquito a esto.

    Todos somos hijos, nietos, bisnietos de la historia. Está en nuestro ADN y de una manera u otra nos resuena a todos.

    Quizá pueda ayudarnos a comprendernos un poco mejor.

    Aunque el tema es delicado, complejo y triste, también hay humor que creo ayuda a seguir el viaje.

    R.F.: Has sido papá recientemente. Me imagino que tras este acontecimiento y el haber “parido” Señor B, le contarás a tu hija la historia de España de otra manera, ¿no? ¿Te sientes ahora más responsable que antes de sacar esta obra adelante?

    Juanma Díez: Sí, claro, podré hablarle de esa historia que ocurrió en nuestro país, donde sus bisabuelos se vieron afectados de primera mano. 

    Ser padre sí me hace ser más responsable, y entender la herencia de las heridas, lo que podemos trasmitir consciente e inconscientemente a los que vienen, entiendo que esta obra puede contribuir a abrir esa conciencia. Así que, sí, gracias a esta pregunta entiendo que es una razón importante que mueve a sacar adelante la pieza.

    Próxima Función :

    Teatro Campos Eliseos Bilbao

    ¡Muchas Gracias!

    - Advertisement -

    Related posts

    Misa D´Angelo

    La actriz y cantante italiana Misa D'Angelo es conocida por su versatilidad en pantalla y...

    ¡SABOREA el MUNDO!

    Los miedos pueden paralizarnos y hacer que perdamos muchas oportunidades únicas e irrepetibles en la...

    Hotel Montera Madrid CURIO COLLECTION BY HILTON

    ELEGANCIA Y SOFISTICACIÓN CON TOQUES CANALLAS EN EL CENTRO DE MADRID Situado en la céntrica y...

    EL SUBMARINO

    EL SUBMARINO DE María Carmen Barbosa, Miguel Falabella La Revista Fetén patrocina la obra de Teatro...

    Comparte este artículo

    Últimas entradas

    Misa D´Angelo

    La actriz y cantante italiana Misa D'Angelo es conocida por su versatilidad en pantalla y...

    ¡SABOREA el MUNDO!

    Los miedos pueden paralizarnos y hacer que perdamos muchas oportunidades únicas e irrepetibles en la...